LA NAVIDAD, FIESTA PAGANA

El 25 de diciembre el mundo entero y gran parte del cristianismo se prepara para celebrar la navidad, en dicha celebración, las personas supuestamente conmemoran el nacimiento del Mesías de Israel, Yahshua. Sin embargo, lo que vemos en esta fiesta es un escenario absolutamente distinto al que la palabra de Dios invita, a vivir a todo aquel que tienen fe en el Hijo de Dios.

En este estudio, demostrare con las escrituras en manos y un poco de historia, cuan falsa y pagana es la fiesta llamada "NAVIDAD".

EL ORIGEN PAGANO DE LA NAVIDAD

La palabra "Navidad" quiere decir nacimiento, es decir, en esta fecha se celebra el nacimiento de alguien. La cultura cristiana, ya de hace siglos, que viene enseñando que el nacimiento del Mesías Yahshua fue un 25 de Diciembre. No obstante, los exegetas y eruditos mas aplicados, concuerdan en que el nacimiento real del Mesías, tuvo lugar entre el mes de Abril y Mayo.

¿Por qué entonces, se celebra el nacimiento de Yahshua un 25 de Diciembre?

Veamos, que nos dice, una de las mejores enciclopedias, acerca del origen pagano de la navidad, http://es.wikipedia.org/wiki/Navidad

"Los orígenes de la Navidad se ubican en el amanecer de la Humanidad; los días que seguían al solsticio del invierno desde el 21 de diciembre, los cuales han tenido siempre una significación particular en la adoración de los dioses del sol. Algunas culturas creían que el dios del sol nació el 21 de diciembre, el día más corto del año, y que los días se hacían más largos a medida que el dios se hacía más viejo. En otras culturas se creía que el dios del sol murió ese día, sólo para volver a otro ciclo.

En la mitología céltica, el dios del sol era crucificado tres días después del solsticio de invierno (21 + 3 = 24 de diciembre), el dios resucito entre los muertos. Se dice que éste era el origen de la cruz céltica (simboliza el dios del sol en la cruz), mil años anterior al cristianismo.

En el contexto del cristianismo, la Navidad fue formada en la edad del imperio romano. Los romanos honraban a Saturno, el antiguo dios de la agricultura, cada año que comenzaba el 17 de diciembre. En un festival llamado Saturnalia, se glorificaban más allá de los días en que el dios Saturno gobernó.

Este festival duraba cerca de siete días e incluía el solsticio de invierno, que por el calendario juliano caía el 25 de diciembre. Por la celebración de Saturnalia los romanos posponían todos los negocios y guerras, había intercambio de regalos, y liberaban temporalmente a sus esclavos. Tales tradiciones se asemejan a las actuales tradiciones de Navidad y se utilizan para establecer un acoplamiento entre los dos días de fiesta.

En el imperio romano, las celebraciones de Saturno durante la semana del solsticio, que eran el acontecimiento social principal, llegaban a su apogeo el 25 de diciembre. Para hacer más fácil que los romanos pudiesen convertir al cristianismo sin abandonar sus festividades, el papa Julio I pidió en el 350 que el nacimiento de Cristo fuera celebrado en esa misma fecha"


Como podemos ver, el origen de esta fiesta llamada navidad, es una escusa del papado romano para captar mas adeptos al cristianismo, dado, que en esa fecha se celebraban días de fiestas paganas al dios saturno, el Papa Julio l, pidió que fuera celebrado el nacimiento del Mesías, en esa misma fecha.

Es decir, el Papa Julio l, tomo una fiesta pagana y diabólica y la cristianizo, cuando jamás Dios se lo había ordenado.


¿CONMEMORAR SU MUERTE O SU NACIMIENTO?

Los primeros cristianos, nunca practicaron la navidad, sino que todo lo contrario, los cristianos de la iglesia primitiva, practicaron la conmemoración de la muerte del Mesías Yahshua, tal como el, lo ordeno que se hiciese.

Veamos lo que nos dice la Biblia:

(Lucas 22:15) :15 Y les dijo: ¡Cuánto he deseado comer con vosotros esta pascua antes que padezca! 16 Porque os digo que no la comeré más, hasta que se cumpla en el reino de Dios. 17 Y habiendo tomado la copa, dio gracias, y dijo: Tomad esto, y repartidlo entre vosotros; 18 porque os digo que no beberé más del fruto de la vid, hasta que el reino de Dios venga.19 Y tomó el pan y dio gracias, y lo partió y les dio, diciendo: Esto es mi cuerpo, que por vosotros es dado; haced esto en memoria de mí.

(1Corintios 11:23) Porque yo recibí del Señor lo que también os he enseñado: Que el Señor Jesús, la noche que fue entregado, tomó pan; 24 y habiendo dado gracias, lo partió, y dijo: Tomad, comed; esto es mi cuerpo que por vosotros es partido; haced esto en memoria de mí. 25 Asimismo tomó también la copa, después de haber cenado, diciendo: Esta copa es el nuevo pacto en mi sangre; haced esto todas las veces que la bebiereis, en memoria de mí. 26 Así, pues, todas las veces que comiereis este pan, y bebiereis esta copa, la muerte del Señor anunciáis hasta que él venga.


Como podemos ver, el Mesías Yahshua ordeno a que los cristianos conmemorásemos su muerte, y no su nacimiento.

¿Entonces, que debemos de hacer los cristianos que amamos a Dios y a su palabra? Pues simplemente, no practicar, esta fiesta pagana.

Cumplamos con la orden que el Mesías nos dio, y conmemoremos su muerte y resurrección.

EL ÁRBOL DE NAVIDAD Y EL SANTA CLAUS

Santa Claus, Papá Noel, San Nicolás o Viejito Pascuero, son los nombres con los que se conoce en el mundo hispano al personaje mítico que según la cultura occidental ofrece regalos a los niños por Navidad.

En la antigüedad, en Roma, se realizaban fiestas a mediados de diciembre, en honor a un falso dios, llamado Saturno (Crono para los griegos), al final de las cuales los niños recibían obsequios de todos los mayores.

Esta práctica pagana, tomo su cuerpo cuando la Iglesia católica, comenzó a venerar, a mas bien a adorar, a un sacerdote llamado Nicolás de Bari. Este sacerdote se caracterizaba por ayudar y dar regalos a los niños.

Cuando el mito de Papá Noel aun no se había corporizado, los niños italianos recibían regalos de un "hada" llamada Befana. Mientras que en los pueblos vascos los regalos los traía el gigante Olentzero y también duendes de barba blanca, botas altas y gorro de armiño.

Con el tiempo y con los "supuestos prodigios" conocidos de Nicolás de Bari, éste, fue remplazando a estos personajes paganos. De todos modos, quedo uno solo, el cual también es pagano.

En el caso del Árbol de navidad, o como también se llama el árbol de pascua, este también tiene origen pagano.

Explicare esto a continuación:

Recordemos, que según el Génesis, Nimrod es un cazador delante de Dios, es decir, un hombre conquistador, el primer tirano de la historia de la humanidad y el creador de las grandes ciudades de Babilonia y Ninive.

La historia pagana Babilonia, cuenta que Nimrod tenia un gran imperio junto a su mujer Semiramiz. Cuando Nimrod muere, esta mujer ordena a todo su imperio a adorar al hijo que venia en camino, el cual, según la creencia pagana, era el mismo Nimrod encarnado.

El hijo que le nace a Semiramiz, es Tamuz, al cual, las culturas adoraron desde tiempos babilónicos, lo llamaban el hijo de Dios.

Es en babilonia, donde por primera vez, se levanta como adoración a al dios falso Tamuz, un árbol de nacimiento, el cual, supuestamente al prenderle luces realizaba milagros.

Esta creencia pagana, fue cambiando de cultura en cultura, cambiaban los nombres de los dioses, pero, el sistema idolátrico era el mismo.

Así llegamos, al árbol de Navidad. Curiosamente, el árbol de Navidad entre comillas "cristiano", también pretende adorar o celebrar el nacimiento de un dios, ¿pero que dios? Lógicamente, no es el Mesías Yahshua.

A continuación una imagen del árbol el cual los babilónicos adoraron:




La Biblia condena esta idolatría:

(Jeremías 10:1) "Oíd la palabra que ha hablado Jehová acerca de vosotros, oh casa de Israel. Así ha dicho Jehová: "No aprendáis el camino de las naciones, ni tengáis temor de las señales del cielo, aunque las naciones las teman. Porque las costumbres de los pueblos son vanidad: Cortan un árbol del bosque, y las manos del escultor lo labran con la azuela. Lo adornan con plata y oro; lo afirman con clavos y martillo para que no se tambalee. Son como un espantapájaros en un huerto de pepinos. No hablan; son llevados, porque no pueden dar un paso. No tengáis temor de ellos, porque no pueden hacer daño ni tampoco tienen poder para hacer bien."

Las naciones paganas, estaban acostumbradas, a la adoración de los árboles tal como lo dice este texto, donde Dios le ordena a su pueblo a no mezclarse con estas practicas, que nada tienen que ver con su palabra.

En nuestro caso, como cristianos, debemos abandonar toda costumbre y practica, que no provenga desde las escrituras, y así, alejarnos de toda idolatría abominable ante Dios.

En conclusión tenemos que:

Todo el mundo se desespera por comprar un regalo, se adeuda, se afana, otros dedican estos días para vivir en placer y en lujuria, sin embargo, nosotros como hijos de Dios, que andamos en luz, no andamos conforme a los placeres del mundo.

Si usted quiere compartir en familia, pues hágalo, para eso, tenemos 365 días del año, y no necesariamente tiene que ser el 25 de Diciembre, pero, por causa de lo niños que no entienden estas cosas, mi consejo es, haga una cena, participe con su familia y adore a Dios, y no participe de ninguna de estas cosas que esta fiesta pagana promueve.

http://www.levantandoacristo.cl/index.php?pagina=documento&id_documento=46

Los falsos dioses y el Dios verdadero

Jer 10:1 Oíd la palabra que Jehová ha hablado sobre vosotros, oh casa de Israel.
Jer 10:2 Así dijo Jehová: No aprendáis el camino de las naciones, ni de las señales del cielo tengáis temor, aunque las naciones las teman.
Jer 10:3 Porque las costumbres de los pueblos son vanidad; porque leño del bosque cortaron, obra de manos de artífice con buril.
Jer 10:4 Con plata y oro lo adornan; con clavos y martillo lo afirman para que no se mueva.
Jer 10:5 Derechos están como palmera, y no hablan; son llevados, porque no pueden andar. No tengáis temor de ellos, porque ni pueden hacer mal, ni para hacer bien tienen poder.
Jer 10:6 No hay semejante a ti, oh Jehová; grande eres tú, y grande tu nombre en poderío.
Jer 10:7 ¿Quién no te temerá, oh Rey de las naciones? Porque a ti es debido el temor; porque entre todos los sabios de las naciones y en todos sus reinos, no hay semejante a ti.
Jer 10:8 Todos se infatuarán y entontecerán. Enseñanza de vanidades es el leño.
Jer 10:9 Traerán plata batida de Tarsis y oro de Ufaz, obra del artífice, y de manos del fundidor; los vestirán de azul y de púrpura, obra de peritos es todo.
Jer 10:10 Mas Jehová es el Dios verdadero; él es Dios vivo y Rey eterno; a su ira tiembla la tierra, y las naciones no pueden sufrir su indignación.
Jer 10:11 Les diréis así: Los dioses que no hicieron los cielos ni la tierra, desaparezcan de la tierra y de debajo de los cielos.
Jer 10:12 El que hizo la tierra con su poder, el que puso en orden el mundo con su saber, y extendió los cielos con su sabiduría;
Jer 10:13 a su voz se produce muchedumbre de aguas en el cielo, y hace subir las nubes de lo postrero de la tierra; hace los relámpagos con la lluvia, y saca el viento de sus depósitos.
Jer 10:14 Todo hombre se embrutece, y le falta ciencia; se avergüenza de su ídolo todo fundidor, porque mentirosa es su obra de fundición, y no hay espíritu en ella.
Jer 10:15 Vanidad son, obra vana; al tiempo de su castigo perecerán.
Jer 10:16 No es así la porción de Jacob; porque él es el Hacedor de todo, e Israel es la vara de su heredad; Jehová de los ejércitos es su nombre.
Jer 10:17 Recoge de las tierras tus mercaderías, la que moras en lugar fortificado.
Jer 10:18 Porque así ha dicho Jehová: He aquí que esta vez arrojaré con honda los moradores de la tierra, y los afligiré, para que lo sientan.
Jer 10:19 ¡Ay de mí, por mi quebrantamiento! mi llaga es muy dolorosa. Pero dije: Ciertamente enfermedad mía es esta, y debo sufrirla.
Jer 10:20 Mi tienda está destruida, y todas mis cuerdas están rotas; mis hijos me han abandonado y perecieron; no hay ya más quien levante mi tienda, ni quien cuelgue mis cortinas.
Jer 10:21 Porque los pastores se infatuaron, y no buscaron a Jehová; por tanto, no prosperaron, y todo su ganado se esparció.
Jer 10:22 He aquí que voz de rumor viene, y alboroto grande de la tierra del norte, para convertir en soledad todas las ciudades de Judá, en morada de chacales.
Jer 10:23 Conozco, oh Jehová, que el hombre no es señor de su camino, ni del hombre que camina es el ordenar sus pasos.
Jer 10:24 Castígame, oh Jehová, mas con juicio; no con tu furor, para que no me aniquiles.
Jer 10:25 Derrama tu enojo sobre los pueblos que no te conocen, y sobre las naciones que no invocan tu nombre; porque se comieron a Jacob, lo devoraron, le han consumido, y han asolado su morada.


Deu 7:25 Las esculturas de sus dioses quemarás en el fuego; no codiciarás plata ni oro de ellas para tomarlo para ti, para que no tropieces en ello, pues es abominación a Jehová tu Dios;
Deu 7:26 y no traerás cosa abominable a tu casa, para que no seas anatema; del todo la aborrecerás y la abominarás, porque es anatema.

Exo 31:18 Y dio a Moisés, cuando acabó de hablar con él en el monte de Sinaí, dos tablas del testimonio, tablas de piedra escritas con el dedo de Dios.

Exo 32:1 Viendo el pueblo que Moisés tardaba en descender del monte, se acercaron entonces a Aarón, y le dijeron: Levántate, haznos dioses que vayan delante de nosotros; porque a este Moisés, el varón que nos sacó de la tierra de Egipto, no sabemos qué le haya acontecido.
Exo 32:2 Y Aarón les dijo: Apartad los zarcillos de oro que están en las orejas de vuestras mujeres, de vuestros hijos y de vuestras hijas, y traédmelos.
Exo 32:3 Entonces todo el pueblo apartó los zarcillos de oro que tenían en sus orejas, y los trajeron a Aarón;
Exo 32:4 y él los tomó de las manos de ellos, y le dio forma con buril, e hizo de ello un becerro de fundición. Entonces dijeron: Israel, estos son tus dioses, que te sacaron de la tierra de Egipto.
Exo 32:5 Y viendo esto Aarón, edificó un altar delante del becerro; y pregonó Aarón, y dijo: Mañana será fiesta para Jehová.
Exo 32:6 Y al día siguiente madrugaron, y ofrecieron holocaustos, y presentaron ofrendas de paz; y se sentó el pueblo a comer y a beber, y se levantó a regocijarse.
Exo 32:7 Entonces Jehová dijo a Moisés: Anda, desciende, porque tu pueblo que sacaste de la tierra de Egipto se ha corrompido.
Exo 32:8 Pronto se han apartado del camino que yo les mandé; se han hecho un becerro de fundición, y lo han adorado, y le han ofrecido sacrificios, y han dicho: Israel, estos son tus dioses, que te sacaron de la tierra de Egipto.
Exo 32:9 Dijo más Jehová a Moisés: Yo he visto a este pueblo, que por cierto es pueblo de dura cerviz.
Exo 32:10 Ahora, pues, déjame que se encienda mi ira en ellos, y los consuma; y de ti yo haré una nación grande.

MAÑANA SERA FIESTA PARA "JEHOVA" ???? O PARA UN DIOS FALSO QUE LE HAN PUESTO EL SANTO NOMBRE DE NUESTRO VERDADERO DIOS ??
ES UN EÑGAÑO SATANICO, UNA FIESTA PAGANA...

SALID DE ELLA PUEBLO MIO PARA NO QUE SEAIS PARTICIPES DE SUS PECADOS!!!!!!!!!




LA ENCICLOPEDIA BARSA dice lo siguiente: "Esta celebración se generalizó desde el siglo IV. Como no se conoce la fecha precisa del nacimiento de Jesús, la Iglesia Católica adoptó finalmente el 25 de diciembre y cristianizó festividades paganas, que en diversos pueblos se celebraban como la fiesta del sol y los carnavales de Saturno".

EN LA ENCICLOPEDIA DE RELIGIÓN CATÓLICA, se menciona que no hay fundamentalmente una razón que favorezca la fecha en cuestión, ya que el que estableció esta fecha fue el PAPA JULIO I en el siglo IV para quitar la enorme discrepancia que había en cuanto al tiempo de nacimiento del Hijo de Dios, porque unos creían que había nacido en mayo, otros en abril, otros en enero, etc.

EN MÉXICO, la primera Navidad fue celebrada por el monje franciscano Fray Pedro de Gante cuando apenas empezaba a erigirse la Nueva España de entre las ruinas de la gran Tenochtitlán. A partir de allí se integraron a la tradición cristiana, elementos del culto indígena prehispánico, como el nacimiento del dios Huitzilopochtli en el mes de diciembre.

Puesto que la celebración de la Navidad fue introducida en el mundo por la Iglesia Católica Romana y no tiene otra autoridad que la de ella misma, veamos lo que dice al respecto la Enciclopedia Católica (edición de 1.911):

“La Navidad no estaba incluida entre las primeras festividades de la Iglesia… los primeros indicios de ella provienen de Egipto… Las costumbres paganas relacionadas con el principio de enero se centraron en la fiesta de la Navidad”.

La Biblia nos dice: "...No sigáis el camino de las naciones... Porque las costumbres de los pueblos son vanidad... vanidad son, obra vana, al tiempo de su castigo perecerán" (Jeremías 10:2,3,15, versión Torres Amat). Este es el castigo de los que siguen mandamientos de hombres y leyes que Dios no ha mandado.

ESTO ULTIMO FUE COPIADO DE LA PAGINA "elevangelioeterno.com" BAJO LOS SUBTITULOS "ENGAÑOS SATANICOS" "FIESTAS PAGANAS" "LA NAVIDAD"


Primeros Escritos pags. 54, 55 y 56


Vi un trono, y sobre él se sentaban el Padre y el Hijo. Me fijé en el rostro de Jesús y admiré su hermosa persona. No pude contemplar la persona del Padre, pues le cubría una nube de gloriosa luz. Pregunté a Jesús si su Padre tenía forma como él. Dijo que la tenía, pero que yo no podría contemplarla, porque, dijo: "Si llegases a contemplar la gloria de su persona, dejarías de existir."
Delante, del trono vi al pueblo adventista -la iglesia y el mundo. Vi dos compañías, la una postrada ante el trono, profundamente interesada mientras que la otra no manifestaba interés y permanecía de pie, indiferente. Los que estaban postrados delante del trono elevaban sus oraciones a Dios y miraban a Jesús; miraba él entonces a su Padre, y parecía interceder para con él. Una luz se transmitía del Padre al Hijo y de éste a la compañía que oraba. Entonces vi que una luz excesivamente brillante procedía del Padre hacia el Hijo, y desde el Hijo ondeaba sobre el pueblo que estaba delante del trono. Pero pocos recibían esta gran luz. Muchos salían de debajo de ella y la resistían inmediatamente; otros eran descuidados y no apreciaban la luz, y ésta se alejaba de ellos. Algunos la apreciaban, y se acercaban para postrarse con la pequeña compañía que oraba. Esta recibía la luz y se regocijaba en ella, y sus rostros brillaban con su gloria.
Vi al Padre levantarse del trono, y en un carro de llamas entró en el lugar santísimo, al interior del velo, y se sentó. Entonces Jesús se levantó del trono, y la mayoría de los que estaban prosternados se levantó con él. No vi un solo rayo de luz pasar de Jesús a la multitud indiferente después que él se levantó, y esa multitud fue dejada en perfectas tinieblas. Los que se levantaron cuando se levantó Jesús, tenían los ojos fijos en él mientras se alejaba del trono y los conducía un trecho. Alzó entonces su brazo derecho, y oímos su hermosa voz decir: "Aguardad aquí; voy a mi Padre para recibir el reino; mantened vuestras vestiduras inmaculadas, y dentro de poco volveré de las bodas y os recibiré a mí mismo."

Después de eso, un carro de nubes, cuyas ruedas eran como llamas de fuego, llegó rodeado de ángeles, adonde estaba Jesús. El entró en el carro y fue llevado al lugar santísimo, donde el Padre estaba sentado. Allí contemplé a Jesús, el gran Sumo sacerdote, de pie delante del Padre. En la orla de su vestidura había una campana y una granada; luego otra campana y otra granada. Los que se levantaron con Jesús elevaban su fe hacia él en el lugar santísimo, y rogaban: "Padre mío danos tu Espíritu." Entonces Jesús soplaba sobre ellos el Espíritu Santo. En ese aliento había luz, poder y mucho amor, gozo y paz.
Me di vuelta para mirar la compañía que seguía postrada delante del trono y no sabia que Jesús la había dejado. Satanás parecia estar al lado del trono, procurando llevar adelante la obra de Dios. Vi a la compañía alzar las miradas hacia el trono, y orar: "Padre, danos tu Espíritu." Satanás soplaba entonces sobre ella una influencia impía; en ella había luz y mucho poder, pero nada de dulce amor, gozo ni paz. El objeto de Satanás era mantenerla engañada, arrastrarla hacia atrás y seducir a los hijos de Dios.

EL SELLAMIENTO

"PRIMEROS ESCRITOS" es la carta que Jehová nuestro Dios mando a su sierva Elena para nosotros los que vivimos el último tiempo
Es necesario que estudiemos estos mensajes con oración y humildad pidiendole al Padre celestial que nos de la sabiduria que proviene de él para entender en dónde estamos y saber qué hacer en el momento oportuno...

(Primeros escritos pags. 36, 37 y 38)

Al principiar el santo sábado 5 de enero de 1849, nos dedicamos a la oración con la familia del Hno. Belden en Rocky Hill, Connecticut, y el Espíritu Santo descendió sobre nosotros. Fui arrebatada en visión al lugar santísimo, donde vi a Jesús intercediendo todavía por Israel. En la parte inferior de su ropaje, llevaba una campanilla y una granada. Entonces vi que Jesús no dejaría el lugar santísimo antes que estuviesen decididos todos los casos, ya para salvación, ya para destrucción, y que la ira de Dios no podía manifestarse mientras Jesús no hubiese concluido su obra en el lugar santísimo y dejado sus vestiduras sacerdotales, para revestirse de ropaje de venganza. Entonces Jesús saldrá de entre el Padre y los hombres, y Dios ya no callará, sino que derramará su ira sobre los que rechazaron su verdad. Vi que la cólera de las naciones, la ira de Dios y el tiempo de juzgar a los muertos, eran cosas separadas y distintas, que se seguían, una a otra. También vi que Miguel no se había levantado aún, y que el tiempo de angustia, cual no lo hubo nunca, no había comenzado todavía. Las naciones se están airando ahora, pero cuando nuestro Sumo Sacerdote termine su obra en el santuario, se levantará, se pondrá las vestiduras de venganza, y entonces se derramarán las siete postreras plagas.


Vi que los cuatro ángeles iban a retener los vientos mientras no estuviese hecha la obra de Jesús en el santuario, y que entonces caerían las siete postreras plagas. Estas enfurecieron a los malvados contra los justos, pues los primeros pensaron que habíamos atraído los juicios de Dios sobre ellos, y que si podían raernos de la tierra las plagas se detendrían. Se promulgó un decreto para matar a los santos, lo cual los hizo clamar día y noche por su libramiento. Este fue el tiempo de la angustia de Jacob. Entonces todos los santos clamaron en angustia de ánimo y fueron libertados por la voz de Dios. Los 144,000 triunfaron. Sus rostros quedaron iluminados por la gloria de Dios.

Entonces se me mostró una hueste que aullaba de agonía. Sobre sus vestiduras estaba escrito en grandes caracteres: "Pesado has sido en balanza, y fuiste hallado falto." Pregunté acerca de quiénes formaban esta hueste. El ángel me dijo: "Estos son los que una vez guardaron el sábado y lo abandonaron." Los oí clamar en alta voz: "Creímos en tu venida, y la proclamamos con energía." Y mientras hablaban, sus miradas caían sobre sus vestiduras, veían lo escrito y prorrumpían en llanto. Vi que habían bebido de las aguas profundas, y hollado el residuo con los pies pisoteado el sábado- y que por esto habían sido pesados en la balanza y hallados faltos.


Entonces el ángel que me acompañaba dirigió de nuevo mi atención a la ciudad, donde vi cuatro ángeles que volaban hacia la puerta. Estaban presentando la tarjeta de oro al ángel de la puerta, cuando vi a otro ángel que, volando raudamente, venía desde la dirección de donde procedía la excelsa gloria, y clamaba en alta voz a los demás ángeles mientras agitaba algo de alto abajo con la mano. Le pregunté a mi guía qué significaba aquello, y me respondió que por el momento yo no podía ver más, pero que muy pronto me explicaría el significado de todas aquellas cosas que veía.


.............................................................................


El sábado por la tarde, enfermó uno de nuestros miembros, y solicitó oraciones para recobrar la salud. Todos nos unimos en súplica al Médico que nunca perdió un caso, y mientras el poder curativo bajaba a sanar al enfermo el Espíritu descendió sobre mí y fui arrebatada en visión.


Vi cuatro ángeles que habían de hacer una labor en la tierra y andaban en vías de realizarla. Jesús vestía ropas sacerdotales. Miró compasivamente al pueblo remanente, y alzando las manos exclamó con voz de profunda compasión: "¡Mi sangre, Padre, mi sangre, mi sangre, mi sangre!" Entonces vi que de Dios, sentado en el gran trono blanco, salía una luz en extremo refulgente que derramaba sus rayos en derredor de Jesús. Después vi un ángel comisionado por Jesús para ir rápidamente a los cuatro ángeles que tenían determinada labor que cumplir en la tierra, y agitando de arriba abajo algo que llevaba en la mano, clamó en alta voz: "¡Retened! ¡Retened! ¡Retened! ¡Retened¡ hasta que los siervos de Dios estéis sellados en la frente."


Pregunté a mi ángel acompañante qué significaba lo que oía y qué iban a hacer los cuatro ángeles. Me respondió que Dios era quien refrenaba las potestades y que encargaba a sus ángeles de todo lo relativo a la tierra; que los cuatro ángeles tenían poder de Dios para retener los cuatro vientos, y que estaban ya a punto de soltarlos, pero mientras aflojaban las manos y cuando los cuatro vientos iban a soplar, los misericordiosos ojos de Jesús vieron al pueblo remanente todavía sin sellar, y alzando las manos hacia su Padre intercedió con él, recordándole que había derramado su sangre por ellos. En consecuencia se le mandó a otro ángel que fuera velozmente a decir a los cuatro que retuvieran los vientos hasta que los siervos de Dios fuesen sellados en la frente con el sello de Dios.



ORACIÓN Y FE

(Primeros escritos pags. 72 y 73)

He observado frecuentemente que los hijos del Señor descuidan la oración, y sobre todo la oración secreta; la descuidan demasiado. Muchos no ejercitan la fe que es su privilegio y deber ejercitar, y a menudo aguardan aquel sentimiento íntimo que sólo la fe puede dar. El sentimiento de por sí no es fe. Son dos cosas distintas. A nosotros nos toca ejercitar la fe; pero el sentimiento gozoso y sus beneficios han de sernos dados por Dios. La gracia de Dios llega al alma por el canal de la fe viva, que está en nuestro poder ejercitar.

La fe verdadera demanda la bendición prometida y se aferra a ella antes de saberla realizada y de sentirla. Debemos elevar nuestras peticiones al lugar santísimo con una fe que dé por recibidos los prometidos beneficios y los considere ya suyos. Hemos de creer, pues, que recibiremos la bendición, porque nuestra fe ya se apropió de ella, y, según la Palabra, es nuestra. "Por tanto, os digo que todo lo que pidiereis orando, creed que lo recibiréis, y os vendrá." (Mar. 11:24) Esto es fe sincera y pura: creer que recibiremos la bendición aun antes de recibirla en realidad. Cuando la bendición prometida se siente y se disfruta, la fe queda anonadada. Pero muchos suponen que tienen gran fe cuando participan del Espíritu Santo en forma destacada, y que no pueden tener fe a menos que sientan el poder del Espíritu. Los tales confunden la fe con la bendición que nos llega por medio de ella. Precisamente el tiempo más apropiado para ejercer fe es cuando nos sentimos privados del Espíritu. Cuando parecen asentarse densas nubes sobre la mente, es cuando se debe dejar que la fe viva atraviese las tinieblas y disipe las nubes. La fe verdadera se apoya en las promesas contenidas en la Palabra de Dios, y únicamente quienes obedezcan a esta Palabra pueden pretender que se cumplan sus gloriosas promesas. "Si permanecéis en mí, y mis palabras permanecen en vosotros, Pedid todo lo que queréis, y os será hecho." (Juan 15:7.) "Y cualquiera cosa que pidiéremos la recibiremos de él, porque guardamos sus mandamientos, y hacemos las cosas que son agradables delante de él." (1 Juan 3:22.)

Debemos orar mucho en secreto.
Cristo es la vid, y nosotros los sarmientos. Y si queremos crecer y fructificar, debemos absorber continuamente savia y nutrición de la viviente Vid, porque separados de ella no tenemos fuerza.

Pregunté al ángel por qué no había más fe y poder en Israel. Me respondió: "Soltáis demasiado pronto el brazo del Señor. Asediad el trono con peticiones, y persistid en ellas con firme fe. Las promesas son seguras. Creed que vais a recibir lo que pidáis y lo recibiréis."
Se me presentó entonces el caso de Elías, quien estaba sujeto a las mismas pasiones que nosotros y oraba fervorosamente. Su fe soportó la prueba. Siete veces oró al Señor y por fin vió la nubecilla. Vi que habíamos dudado de las promesas seguras y ofendido al Salvador con nuestra falta de fe. El ángel dijo: "Cíñete la armadura, y, sobre todo, toma el escudo de la fe que guardará tu corazón, tu misma vida, de los dardos de fuego que lancen los malvados."
Si el enemigo logra que los abatidos aparten sus ojos de Jesús, se miren a sí mismos y fijen sus pensamientos en su indignidad en vez de fijarlos en los méritos, el amor y la compasión de Jesús, los despojará del escudo de la fe, logrará su objeto, y ellos quedarán expuestos a violentas tentaciones.
Por lo tanto, los débiles han de volver los ojos hacia Jesús y creer en él. Entonces ejercitarán la fe.


CONOZCAMOS MEJOR A DIOS

Y esta es la vida eterna: que te conozcan a ti, el único Dios verdadero, y a Jesucristo a quien has enviado. (Juan 17: 3).

Sólo si conocemos a Dios aquí podemos prepararnos para salir a su encuentro cuando venga. . . Pero muchos de los que profesan creer en Cristo no conocen a Dios. Su religión es meramente superficial. No aman a Dios; no estudian su carácter; por lo tanto, no saben cómo confiar, cómo mirar y vivir. No saben lo que es el amor que confía, o lo que significa avanzar por fe. No aprecian ni aprovechan las oportunidades de escuchar y recibir los mensajes del amor de Dios. No pueden comprender que tienen el deber de recibir, para poder enriquecer a los demás.
La sabiduría del mundo no logra conocer a Dios. Muchos han hablado con elocuencia acerca de él, pero sus razonamientos no acercan a los hombres a Dios, porque ellos mismos no tienen una relación vital con él. Al pretender ser sabios, llegan a ser insensatos. Su conocimiento de Dios es imperfecto. No concuerdan con él.
No podemos descubrir a Dios mediante la investigación. Pero él se ha revelado en su Hijo, que es el resplandor de la gloria del Padre y la expresa imagen de su persona.

Si deseamos un conocimiento de Dios, debemos ser como Cristo. . .
El vivir una vida pura por fe en Cristo como Salvador personal, llevará al creyente a un concepto más claro y elevado de Dios.
Cristo es una perfecta revelación de Dios. "A Dios nadie le vio jamás -dice él-; el unigénito Hijo, que está en el seno del Padre, él le ha dado a conocer" (Juan 1:18).
Sólo si conocemos a Cristo podremos conocer a Dios. Y a medida que lo contemplemos, seremos transformados a su imagen, preparados para salir a su encuentro cuando venga. . .

Ahora es el tiempo de preparación para la venida de nuestro Señor. La preparación para salir a su encuentro no se obtiene en un momento. Como preparación para esa solemne escena debe haber espera y vigilancia, combinadas con ferviente trabajo. Así los hijos de Dios lo glorifican. En medio de las activas escenas de la vida, se escucharán sus voces con palabras de ánimo, esperanza y fe. Todo lo que tienen y son está consagrado al servicio del Maestro. Así se preparan para salir al encuentro de su Señor.


Maranata, El Señor Viene! Pag. 74

Que Jehová, el Señor Dios Todopoderoso te bendiga y te guíe en todos sus caminos!!

JESUS RESUCITADO

Queria compartir con ustedes la letra de este hermoso himno,"JESUS RESUCITADO", que se encuentra en el himnario adventista...
muchas veces cantamos casi sin prestar atención a lo que cantamos... y la letra es realmente maravillosa...

..."he aquí yo estoy con vosotros todos los días, hasta el fin del mundo. Amén." Mateo 28: 20

1- Jesús resucitado está en el mundo hoy.
Los hombres no lo creen, mas yo seguro estoy.
Su tierna mano siento y puedo oir su voz,
y encuentro donde quiera a mi Salvador.

Coro: Jesús, Jesús, mi Cristo vive hoy.
Hablándome, mirándome, conmigo va el Señor.
Jesús, Jesús, imparte salvación.
Contento voy pues suyo soy: ganó mi corazón.

2- Por donde quiera miro, lo puedo contemplar.
Y si la angustia llena mi alma de pesar,
yo se que Cristo vive y al fin me llevará
a la mansión del cielo, donde él está.

3- ¡Alégrate, cristiano! Tu voz levanta ya
y canta Aleluya al Padre celestial.
Nos trajo esperanza de eterna salvación,
pues en su Hijo amado hay redención.


Dios te bendiga con el espíritu de Su Hijo amado estes donde estes y puedas decir "CONTENTO VOY PUES SUYO SOY: GANÓ MI CORAZÓN!

COMAMOS LAS HOJAS DEL ÁRBOL DE LA VIDA

"En medio de la calle de la ciudad, y a uno y otro lado del río, estaba el árbol de la vida, que produce doce frutos, dando cada mes su fruto; y las hojas del árbol eran para la sanidad de las naciones". Apoc. 22: 2.

¿Debemos esperar hasta que seamos trasladados para comer de las hojas del árbol de la vida? El que recibe en su corazón las palabras de Cristo sabe qué significa comer de las hojas del árbol de vida. . .
La sabiduría que proviene de Dios es el pan de vida. Son las hojas del árbol de la vida las que se usan para la sanidad de las naciones. La corriente de vida espiritual estremece al alma cuando las palabras de Cristo se creen y se ponen en práctica. Así es como somos hechos uno con Cristo. La experiencia débil y enfermiza se vuelve fuerte. Significa la vida eterna para nosotros, si mantenemos nuestra confianza firme desde el comienzo hasta el final.
Toda verdad ha de recibirse como la vida de Jesús. Ella nos purifica de toda impureza y prepara el alma para la presencia de Jesús. Cristo, la esperanza de gloria, se forma en el interior. . .
Es fundamental que los que aseguran guardar los mandamientos de Dios posean un conocimiento inteligente de las Escrituras.
De ese modo aprendemos a negar el yo y a ser estrictamente honestos con Dios al usar sus beneficios. A fin de que pudiéramos comprender la voluntad divina, Dios nos dio la Biblia. No podemos obedecer sus mandamientos antes que sepamos que existen.
Los padres no tienen excusa si fracasan en obtener una comprensión clara de la voluntad de Dios para poder obedecer las leyes del reino.
Sólo así pueden guiar a sus hijos al cielo. Mis hermanos y hermanas, es deber de ustedes conocer los requerimientos de Dios. ¿Cómo pueden educar a sus hijos en las cosas de Dios, a menos que sepan primeramente qué está bien y qué está mal, a menos que se den cuenta de que la obediencia significa vida eterna y la desobediencia muerte eterna? Comprender la voluntad de Dios debe ser la tarea de nuestra vida. Solamente al hacer esto podremos instruir a nuestros hijos correctamente. Cada palabra y acción de ustedes ha de estar de acuerdo con la voluntad del Señor, independientemente de las opiniones y prácticas de quienes rehúsan obedecer a Dios. . .
Los padres que conocen la verdad, pero que no cumplen sus obligaciones, algún día deberán enfrentar el resultado de su negligencia. No cumplen los deberes que Dios les da, porque no es cómodo ser tan diferente del mundo. Educan a sus hijos para que se parezcan más y más al mundo, y mueran en la desobediencia.
"La ley del Señor es perfecta, que convierte el alma" (Sal. 19: 7). El Señor no ha ocultado nada que sea imprescindible para la instrucción de sus hijos. Nadie puede presentar excusas por la transgresión, decir que fue dejado en la ignorancia, que el camino al cielo no estaba claramente señalado. No hemos sido abandonados a servir a Dios de una manera vaga e incierta.

(Manuscrito 103, del 29 de julio de 1902, "Hagamos la voluntad de Dios"). 223

EL FUNDAMENTO DEL GOBIERNO DE DIOS

Lunes 19 de Octubre del 2009.

El amor no hace mal al prójimo; así que el cumplimiento de la ley es el amor. (Rom. 13: 10.)
La cuestión de mayor interés para cada uno debería ser: ¿Estoy cumpliendo los requerimientos de la ley de Dios? Esa ley es santa, justa y buena, y Dios quiere que comparemos diariamente nuestras acciones con ella, que es su gran norma de justicia. Únicamente mediante un severo examen de nosotros mismos a la luz de la Palabra de Dios podemos descubrir nuestras desviaciones de su santa regla de bien...
El amor es el principio que está a la base del gobierno de Dios en el cielo y en la tierra, y este amor debe estar entretejido en la vida del cristiano. El amor de Cristo no es vacilante, sino que es profundo, amplio y pleno. Su poseedor no dirá: "Amaré únicamente a los que me aman". El corazón que es influido por este principio santo, será puesto por encima de todo lo que se asemeje a una naturaleza egoísta.
Aun entre los cristianos profesos hay personas que siempre andan buscando alguna cosa por la cual ofenderse. Si sus amigos están ocupados en asuntos que requieren su atención, y no tienen tiempo para dedicarles, se sienten menospreciadas y heridas... Sus vidas son como esas vistosas flores que no tienen fragancia. Son preferibles esas florecitas sencillas y sin pretensiones, pero que agradan con su suave aroma a todos los que se acercan a ellas.
Esas personas, en lugar de criticar a otros, deberían hacerse agradables recibiendo a Cristo... El carácter de Cristo es la norma que el cristiano debe mantener ante si. Su blanco debería ser poseer las gracias que fueron ejemplificadas en la vida de Cristo en su humanidad...
La religión de Cristo no sólo debe prepararnos para la vida inmortal futura, sino que también debe habilitarnos para vivir la vida de Cristo aquí en la tierra. Jesús no es solamente nuestro Modelo, también es nuestro Amigo y nuestro Guía, y al asirnos de su fuerte brazo y participar de su Espíritu, andaremos "como él anduvo"

(Youth's Instructor. 10-6-1897).

Tomado de A fin de Conocerle, p. 301.

BUSQUEN CONSEJO DIVINO, NO HUMANO

"Y si alguno de vosotros tiene falta de sabiduría, pídala a Dios, el cual da a todos abundantemente y sin reproche, y le será dada". Sant. 1: 5

Son tantos los que, cuando están en problemas... se olvidan de las invitaciones que Dios extiende abundantemente y comienzan a buscar y tratar de conseguir ayuda humana. Acuden a seres humanos en busca de ayuda, y es así como sus experiencias se vuelven débiles y confusas. Se nos indica que en todas nuestras tribulaciones busquemos al Señor más fervorosamente, recordando que somos su propiedad, sus hijos por adopción. Ningún ser humano puede entender nuestras necesidades como Cristo. Recibiremos ayuda si se la pedimos con fe. Somos suyos por creación y por redención. Mediante las cuerdas del amor divino estamos ligados a la fuente de todo poder y fortaleza. Si solamente dependemos de Dios, pidiéndole lo que necesitamos como un niñito pide a su padre lo que necesita, obtendremos una rica experiencia. Aprenderemos que Dios es la fuente de toda fortaleza y poder. . .

Cuando el pueblo depende de los seres humanos, Dios es deshonrado grandemente .El no nos dijo que hagamos esto. Nos dijo que El nos enseñará, que El nos guiará. Podemos acudir a El y recibir ayuda. . . ¿Qué fue lo que Cristo prometió a sus discípulos si creían en El como su salvador personal? "He aquí yo estoy con vosotros todos los días", les dijo, "hasta el fin del mundo" (Mat. 28: 20). Y otra vez les dijo, "estoy a tu diestra para ayudarte" (véase Sal, 16: 8). Piensen en las muchas promesas que nos ha dado, de las que podemos aferrarnos mediante la mano de la fe. Cuando acudimos a la fuente de poder sabemos que recibiremos esa inteligencia y sabiduría que proceden de una fuente pura, que no está mezclada con ningún elemento de origen humano. Cuando oramos, es nuestro privilegio saber que Dios quiere que oremos, que le pidamos ayuda. "Pedid, y se os dará" (Mat. 7: 7). Está en ustedes creer que recibirán. Dios desea que nos familiaricemos con El, que hablemos con El, que le contemos nuestras dificultades y que conozcamos por experiencia propia lo que significa pedir a Alguien que nunca se equivoca en sus evaluaciones ni comete un solo error. . .
Deshonramos a Dios cuando nos esforzamos por encontrar a alguien que pensamos que puede entender nuestro caso y ayudarnos. ¿No nos ha dado El a su Hijo unigénito? ¿Acaso no está Cristo junto a nosotros para damos la ayuda que necesitamos?. . .
No somos corteses con Cristo. No reconocemos su presencia. No percibimos que debe ser nuestro huésped de honor, que nos rodea con su largo brazo humano, mientras que con su brazo divino se aferra del trono del Infinito. Olvidamos que el umbral del cielo está inundado con la gloria que procede del trono de Dios, y que la luz puede caer directamente sobre quienes están buscando la ayuda que solamente Cristo puede dar.

(Manuscrito 144, del 3 de abril de 1901, "Una reunión matutina").

Meditación "ALZA TUS OJOS"

Trabajen porque LA NOCHE VIENE!!

"Las obras que el Pade me dio para que cumpliese, las mismas obras que yo hago, dan testimonio de mí, que el Padre me ha enviado". Juan 5: 37

Las señales de los tiempos que vemos cumplirse a nuestro alrededor demuestran que el fin de todas las cosas está cerca. Debiéramos considerar los hechos con mucha seriedad. Mediante esfuerzos perseverantes deberíamos reanimar nuestras energías aletargadas.
Obreros consagrados debieran salir al campo de labor y avanzar inteligentemente, preparando el camino del Rey y obteniendo victorias en lugares nuevos. Trabajen los obreros del Señor con fe y confianza. Algunos de aquellos por quienes trabajen escucharán el mensaje y aceptarán la verdad. Hagan lo que Dios les ha ordenado. Su éxito será proporcional a su fe. La Escritura declara: "Y si alguno tiene falta de sabiduría, pídala a Dios, el cual da a todos abundantemente y sin reproche, y le será dada. Pero pida con fe, no dudando nada; porque el que duda es semejante a la onda del mar, que es arrastrada por el viento y echada de una parte a otra. No piense, pues, quien tal haga, que recibirá cosa alguna del Señor" (Santiago 1: 5-7)
Cuán extraño resulta que aquellos que por tantos años han tenido la luz de la verdad no hayan llevado esa antorcha a los lugares oscuros de la tierra. El mundo entero está agitado. El Señor llama a su pueblo para que despierte del sueño. Mis hermanos y hermanas, dejen de criticar a otros; en lugar de ello, critiquen severamente sus propias palabras y motivos. No tenemos tiempo para malgastar usando los métodos del enemigo. Debemos aferrarnos de la fe con que creímos al principio y mantenernos firmes hasta el fin. La envidia, la malicia, el odio, la incredulidad, que han estado creciendo en el jardín del alma por tanto tiempo hasta transformarse en plantas vigorosas, deben ser desarraigadas y arrojadas fuera, y su lugar debe ser ocupado por el amor, la paciencia, la bondad, la benevolencia, la ternura de corazón, la mansedumbre...
Mientras los hombres del mundo idolatran el dinero y colocan en él su confianza, el Señor en su providencia ha extraído de sus riquezas un tesoro precioso que ha colocado al alcance de todos. Da a su pueblo la oportunidad de llevar a sus amigos, vecinos y extraños un libro (PALABRAS DE VIDA DEL GRAN MAESTRO) que contiene las preciosas lecciones de Cristo...
Cristo ha colocado sobre la iglesia un cometido sagrado, cuyo cumplimiento demanda abnegación a cada paso. Cuando se vea que los que creen en él cargan la cruz como El lo hizo y lo siguen en el sendero de la abnegación, haciendo voluntariamente todo lo que está a su alcance para ser una bendición a aquellos por quienes Cristo murió, su testimonio hablará acerca del poder del cristianismo, y en los corazones de muchos que ahora son incrédulos nacerá la fe en Aquel que dio su vida para salvar de la ruina eterna a un mundo culpable.

Carta 43, del 6 de marzo de 1903, dirigida a Lucinda Hall, una de las amigas más íntimas de Elena G. de White).

Meditación "ALZA TUS OJOS" del 6 de marzo

ELVIS PRESLEY: PRODUCTO DE LA INTRODUCCIÓN DE LA MUNDANALIDAD EN LA IGLESIA

http://tocadtrompeta.blogspot.com/

El Hijo pródigo que nunca volvió...




¿Se imaginaría a Elvis arriba de un púlpito predicando con la Biblia en mano las bondades de Dios?

Tal vez no te parecería tan extraño, si supieras que Elvis fue un niño que asistía a diario a la iglesia.

«En ocasiones, estando en el escenario y viendo a las multitudes gritando, a la vez que extienden sus manos hacia mí, como si tuvieran hambre de algo que yo pueda darles, me he preguntado qué ocurriría si empezara a predicarles el evangelio. Pero jamás he sido capaz de hacerlo»,Elvis Aarón Presley empezó a cantar en una iglesia de Tupelo del Este (Missi-ssippi), donde su padre era diácono y su madre era maestra de la escuela dominical. Creció oyendo música ‘gospel’ (ya que cantaba en un coro parroquial), música ‘country’ y ‘blues’, el ritmo que sonaba en los bares nocturnos de su época.

Nació el 8 de enero de 1935 y se crió en un ambiente pobre. Debido a un parto complicado, perdió a su hermano gemelo el mismo día en que nació. De ahí que creciera mimado y sobreprotegido.



EL CHICO ESPIRITUAL


Aun en lo alto de la fama, Elvis interpretó canciones cristianas, seguramente para apaciguar su conciencia y recobrar la paz que alguna vez tuvo. Incluso solía llorar cuando alguien le hablaba de Dios. Igualmente se emocionaba cuando escuchaba un himno antiguo, de los que él entonó en sus inicios.

La iglesia donde se congregaba estaba en una de las barriadas más pobres. La pequeña congregación de unos 25 miembros incluía a familiares de Elvis. El primo paterno, Syles Presley, era uno de los principales cantantes y tenía también un cuarteto de Gospel.

Problemas económicos forzaron a los Presley a dejar Tupelo y partir a Memphis en 1948. Hogar, trabajo e iglesia fueron su rutina durante años.

Elvis cantaba donde se le presentaba la ocasión. En su casa, en la escuela o en la iglesia, Pero realmente dio sus primeros pasos en medio de bancas y púlpitos.

Su madre constantemente lo animaba a asistir a las reuniones de jóvenes y el muchacho respondía con gran entusiasmo. Servía en la iglesia, participaba en actividades con la juventud y asistía a los cultos de oración.

En uno de los cambios de residencia, Presley conoció a un productor que lo ayudó a grabar un disco. Su talento fue descubierto y comenzó el recorrido de un artista que con su particular estilo se llenaría de fama y prestigio.


LOS ÉXITOS DEL HIJO PRÓDIGO

Elvis llegó a convertirse en el cantante más famoso del mundo. Ser una estrella lo llevó a alejarse de sus principios cristianos y de Dios por completo.

Sus únicos tres premios Grammy fueron gracias a la música ‘gospel’. Grabó más de 50 canciones cristianas. Entre las premiadas están «How Great Thou Art» (Cuán Grande Es Él) en 1967, como la mejor producción de música sacra. «He Touched Me» (Él Me Tocó) en 1972, como la mejor producción inspiracional.

Estaba muy enfermo física, emocional y espiritualmente. Su corazón también se resintió debido al exceso de peso y a su alto consumo de drogas y barbitúricos.Llegó a ser grande y famoso, pero en ese instante no quería salir de su mansión.

El otrora guapo y elegante joven se convirtió en una persona que se arrastraba con pesadez y agitación.

EL OTRO ELVIS

Su cuerpo paulatinamente se fue desintegrando. Su memoria fallaba, y algunas de sus frases eran incoherentes. Extrañamente desarrolló una fascinación por la muerte.En ocasiones leía la Biblia a sus amigos concluyendo con interpretaciones propias, fuera del contexto bíblico.

También solía abandonar repentinamente reuniones sin importarle la posición jerárquica de los invitados. Después lo encontraban leyendo la Biblia en algún lugar recóndito.Sus reacciones eran violentas. Se entregaba desenfrenado a las mujeres, alcohol y obscenidades, pero de repente su comportamiento giraba en 180 grados.
Como acto de recogimiento pedía que llamaran al pastor Rex Humbard para que orara por él.Su desesperación lo llevó a situaciones tristes y vergonzosas para sus padres, quienes le habían entregado una formación cristiana. Elvis llegó a practicar el ocultismo, misticismos orientales, la numerología, astrología, lectura del tarot, horóscopo, parapsicología y la creencia en la reencarnación.

LA DECADENCIA

«Me dijo que su vida espiritual no marchaba. Que había dejado a Dios fuera, que quería recuperar la dicha espiritual de su juventud. Me pidió que orara por él para hallar de nuevo el camino recto», confidenció C. B. Blankenship, un amigo de la familia Presley.

En tanto, Peter Jones, uno de los mejores biógrafos de Elvis, afirmó que el cantante hubiese sido un magnífico evangelista, pues tenía una capacidad de atracción extraordinaria, además de tener talento musical.

«Hablé con Elvis. Oré con él, me dijo: Lo tengo todo en la vida: dinero, fama, admiradoras, pero me siento como el más miserable de los seres vivientes», señaló el pastor Rex Humbard refiriéndose a su último encuentro con el artista.
«En ocasiones, estando en el escenario y viendo a las multitudes gritando, a la vez que extienden sus manos hacia mí, como si tuvieran hambre de algo que yo pueda darles, me he preguntado qué ocurriría si empezara a predicarles el evangelio. Pero jamás he sido capaz de hacerlo», relató él a un amigo creyente.

Tenía millones de dólares, mujeres, cadillacs de colección, propiedades y aviones, pero había perdido a su esposa e hija. Priscila lo dejó en 1973, cansada de que Elvis nunca tuvo tiempo para ella.A veces hacía dietas, pero al día siguiente comía exageradamente. Sus escasos 70 kilos de cuando partió en su carrera llegaron a convertirse en 115.Elvis murió el 16 de agosto hace 25 años.

Según los informes de la autopsia, la causa no fue una sobredosis, sino un ataque cardíaco.David Stanley, le recuerda sin embargo leyendo la Biblia a menudo. Solía citar las palabras de 2 Corintios 5:15 sobre la necesidad de vivir para Cristo. El le vio la mañana del día de su muerte de rodillas en el baño.

"Pero los afanes de este siglo, y el engaño de las riquezas, y las codicias de otras cosas, entran y ahogan la palabra, y se hace infructuosa" (Marcos 4:19).
"Y por todos murió, para que los que viven, ya no vivan para sí, mas para aquel que murió y resucitó por ellos." (2 Corintios 5:15)

Por jovenes-cristianos.com



LA VERDAD SOBRE LA TRINIDAD

El concepto de Trinidad no es Bíblico, surge en el siglo IV en la iglesia católica, en el Concilio de Nicea y luego se le pega a las religiones protestantes. Sobre todo los protestantes aceptaron porque si no aceptaban la trinidad los trataban como una secta, y prefirieron dejar sus creencias bíblicas, para ser tratados como religiones aceptadas. Pero cuando hablo de Trinidad y que no creo en ella, hablo que no creo en una deidad de 3 personas. Lo que creo según lo que dice la biblia es que hay un Dios Padre, su Hijo Jesucristo y el Espíritu Santo, que es El Espíritu de Dios, El Espíritu de Jesús, no un Dios aparte. Sabían que si creemos en la trinidad, ella habla de que son 3 dioses co-eternos que forman uno solo, al decir eso, estamos diciendo que Jesús no es el hijo literal de Dios, engendrado de Dios, sino que es otro Dios co-existente con Dios Padre? Que Jesús tendría el "título" de Hijo de Dios. La Biblia no dice así. La Biblia dice que Jesús fue engendrado por Dios. Es su Hijo Literal. Verdadero Hijo de Dios.En cuanto a mi Iglesia, la Iglesia Adventista, aceptó la doctrina de la Trinidad en el siglo XX, y se alejó de los pilares de la fé en que creían los primeros adventistas, que surgieron de un grupo de personas de diversas denominaciones protestantes, bautistas, etc. que buscaban volver a la fidelidad de la Palabra de Dios, como en su momento lo hizo Lutero. Estudien la Biblia, lean y pidan a Dios que les abra el entendimiento. Es duro después de tantos años ver que uno estuvo errado, pero volvamos a la fuente de toda verdad que es La Palabra de Dios. No dejemos que nadie nos la lea por nosotros, leamosla nosotros mismos, pidiendo entendimiento, y Dios nos lo dará. La idea de la Trinidad viene de las religiones paganas, como la egipcia con Isis Horus Set (que aparte vale comentar que esas iniciales aparecen en la hostia católica, otro signo que se han desviado de lo que quiere Dios).Miren bien, por ejemplo, el texto que aparece en 1Juan 5:7, habla del Espíritu Santo, pero en algunas Biblias aparece que fue agregado esa pedazo (en la versión Reina Valera), que era una anotación al margen que había hecho un sacerdote, de los que hacían manuscritos de la Biblia. Con el tiempo, esa anotación al margen, pasó a ser parte de la Biblia, pero no lo es. Cuidado!! A esto se le llama "Coma Juanino" y a los pastores adventistas en el seminario se les explica que no pueden basar sus prédicas en este pasaje porque fue agregado. Les dejo versículos que apoyan la idea de una deidad de 2 personas, compuesta por Dios Padre y por su Hijo Jesucristo. Recuerden que el Espíritu, es El Espiritu de Dios, que tenía Jesús cuando estuvo en la tierra, y el cual nos dejó cuando el subió a los cielos, a sentarse a la derecha del Padre. No un Dios Espíritu aparte. Esto es algo que quiso siempre satanás y por eso cayó, el quería ser como Jesús y como Dios, estar con ellos en el mando, que mejor que engañar al mundo, diciendo que un Espírutu es la tercer persona de esa "Trinidad". Ojo, porque es el mismo ese tercer personaje. La Biblia dice que hay un solo Dios y un intermediario que es Jesús. Si le oramos a un Espíritu y no al Espíritu de Dios, cual espíritu creen que se les aparecerá? El espíritu de satanás que se manifiesta con "poderes" que no son verdaderamente lo que la Biblia habla como frutos del Espíritu que son paz, mansedumbre, templanza, etc. Esos son frutos eternos y verdaderos, no "borrachera pasajera", un "eufórico arrebato de éxtasis", sino una vida de obediencia a Dios. Ciudado! Lean 1Cor 15:22-45, 2 Cor 3:17, Gálatas 2:20, Gálatas 4:6, Romanos 8:1-10, Gálatas 5:22-25, Col 1:10, Efesios 5:9. Espero les sea de bendición.
Fiorella Záccara (miembro de la Iglesia Adventista de Florida, Buenos Aires)

EL PECADO CONTRA EL ESPIRITU SANTO

Mateo 12:31, 32 Por tanto os digo: Todo pecado y blasfemia será perdonado a los hombres; mas la blasfemia contra el Espíritu no les será perdonada. A cualquiera que dijere alguna palabra contra el Hijo del Hombre, le será perdonado; pero al que hable contra el Espíritu Santo, no le será perdonado, ni en este siglo ni en el venidero.En primer Lugar no se refiere a insultar o decir algo en contra de Nadie, el contexto aclaran a que se refiere esto de Blasfemar:
"Nadie necesita considerar el pecado contra el Espíritu Santo como algo misterioso e indefinible. El pecado contra el Espíritu Santo es el pecado de un rechazo persistente a responder a la invitación a arrepentirse."A fin de conocerle 246
En el versículo en cuestión ¿Quien esta hablando?, Cristo!!! ¿Por que Cristo habla de si mismo como si fuera otra persona?, debería decir: A cualquiera que dijere alguna palabra contra mi, le será perdonado. Pero no lo dice así, sino contra el Hijo del Hombre, es por eso que muchos no entienden la Biblia, solo la leen superficialmente, esta era la causa por la que los discípulos tampoco entendían:
DTG 741 Así discurrió Cristo con sus discípulos, abriendo su entendimiento para que comprendiesen las Escrituras. Los discípulos estaban cansados, pero la conversación no decaía. De los labios del Salvador brotaban palabras de vida y seguridad. Pero los ojos de ellos estaban velados. Mientras él les hablaba de la destrucción de Jerusalén, miraron con llanto la ciudad condenada. Pero poco sospechaban quién era su compañero de viaje. No pensaban que el objeto de su conversación estaba andando a su lado; porque Cristo se refería a sí mismo como si fuese otra persona.Esto es fácil de entender cuando comprendemos que Cristo TIENE DOS NATURALEZAS, y según el titulo que usa podemos saber a que Naturaleza se Refiere:
El Hijo de Dios------------Naturaleza Divina (Su Espíritu)
El Hijo del Hombre---------Naturaleza Humana. (Su Cuerpo)
Mira como lo dice la Biblia:Rom 1:1, 4 Pablo, siervo de Jesucristo, llamado a ser apóstol, apartado para el evangelio de Dios, que él había prometido antes por sus profetas en las santas Escrituras, acerca de su Hijo, nuestro Señor Jesucristo, que era del linaje de David según la carne, que fue declarado Hijo de Dios con poder, según el Espíritu de santidad, por la resurrección de entre los muertos,Según la lógica de Pablo, Jesús era Hijo de David según LA CARNE, pero era Hijo de Dios según EL ESPIRITU. aquí están la dos NATURALEZAS de Cristo.
En este versículo Cristo se refiere a si mismo tanto como “EL Hijo de Hombre” como “El Espíritu Santo”.
1. Cuando Cristo dice “el Hijo del Hombre” se está refiriendo a su Naturaleza Humana, su ministerio terrenal cuando anduvo predicando y sanando.
2. Cuando Cristo dice “el Espíritu Santo” se esta refiriendo a su Naturaleza Divina, su ministerio espiritual cuando llama a la puerta de nuestro corazón.
"El Espíritu Santo es Él mismo (Cristo) desvestido de su personalidad humana e independiente de ella." 14 Manuscript Releases 23
Las personas de aquel tiempo podían rechazar creer en Cristo en ese momento que estaba desarrollando su ministerio terrenal y aun tener oportunidad de arrepentirse, porque después Cristo en su forma Espiritual llamaria a su corazon, para que abrieran la puerta y lo dejaran entrar (Apoc 3:20) pero si rechazaban la invitación del Espíritu de Cristo el dejaría de llamarlos al arrepentimiento y entonces ya no habría Salvación para ellos.
“Cada paso dado hacia el rechazamiento de Cristo, es un pasohacia el rechazamiento de la salvación y hacia el pecado contra el Espíritu Santo.” La maravillosa gracia 215
DTG 292 Al rechazar a Cristo, el pueblo judío cometió el pecado imperdonable, y desoyendo la invitación de la misericordia, podemos cometer el mismo error.

Publicado por Miguel Angel http://ladeidad.blogspot.com/2009/09/el-pecado-contra-el-espiritu-santo.html

EL PECADO QUE DIOS NO PUEDE PERDONAR

"Por tanto os digo: Todo pecado y blasfemia será perdonado a los hombres; mas la blasfemia contra el Espíritu no les será perdonada." Mateo 12: 31

"La sangre de Jesucristo su Hijo nos limpia de todo pecado" (1 Juan 1: 7). No importa cuán pecadora haya sido una persona, no importa cuál sea su posición, si se arrepiente y cree, y va a Cristo y confía en él como su Salvador personal, puede ser salvada hasta lo sumo...
Conozco el peligro de los que rehúsan andar en la luz que Dios les da. Atraen sobre sí la terrible crisis que significa quedar abandonados a sus propios caminos, a su propio juicio. La conciencia se torna cada vez menos impresionable. La voz de Dios parece más distante, y el que hace el mal es abandonado a su propia infatuación. Resiste tercamente cada invitación, desprecia todo consejo, y se aleja de cada provisión realizada para su salvación. El Espíritu de Dios ya no ejerce un poder restrictivo sobre él, y se promulga la sentencia: "Es dado a ídolos; déjalo" (Oseas 4: 17). ¡Cuán oscura, cuán sucia, cuán obstinada es su independencia! Parecería como si la insensibilidad de la muerte estuviera en su corazón. Este es el proceso por el que pasa el alma que rechaza la obra del Espíritu Santo...
Nadie necesita considerar el pecado contra el Espíritu Santo como algo misterioso e indefinible. El pecado contra el Espíritu Santo es el pecado de un rechazo persistente a responder a la invitación a arrepentirse. Si rehusáis creer en Jesucristo como vuestro Salvador personal,... significa que amás la atmósfera que rodeó al primer gran apóstata. Elegís esa atmósfera antes que la atmósfera que rodea al Padre y al Hijo, y Dios os permite elegir (Review and Herald, 26-6-1897).
Arrepentíos de vuestros pecados, confesadlos a Dios, dejad toda iniquidad, y podréis apropiaros de todas sus promesas. "Mirad a mí, y sed salvos" (Isaías 45: 22), es su misericordiosa invitación
(Testimonies, tomo 5, pág. 634)

Matinal "A Fin de Conocerle" pág. 245

ALABEN A DIOS A PESAR DE LAS PRUEBAS

Pues tengo por cierto que las aflicciones del tiempo presente no son comparables con la gloria venidera que en nosotros ha de manifestarse. Rom. 8: 18.

Me siento agradecida a Dios por sus ricas bendiciones para conmigo. . .

Mantenga la alabanza en su corazón de la mañana a la noche. No pronuncie ni una palabra de queja, sino pida que el poder sanador de Dios llene su corazón y mente. Esté animado y esperanzado. Alabe al Señor. . .

El mundo está colmando rápidamente la medida de su iniquidad. Oh, quiera el Señor darme mucho de su amor, gracia y poder para enfrentar y reprender las potestades de las tinieblas. Debemos guardar el camino del Señor, contemplando a Jesús, que es el Autor y Consumador de nuestra fe. No debemos permitir que una palabra de desaliento salga de nuestros labios. Pero podemos loar a Dios porque creemos y confiamos en Jesús. El es la luz, y en El no hay tinieblas.
Hablemos de fe, de valor. Que de nuestros labios broten alabanzas al Señor. Contémplenlo, contémplenlo a El que es la Luz del mundo. Hablen de su amor, cuenten sus maravillosas obras. . .

Hemos de ser ahora mayordomos fieles de lo que se nos ha confiado, sea cual fuere nuestro tipo de trabajo. Hemos de mirar a Jesús, y obrar siguiendo el modelo divino. Dios exige fidelidad de toda alma que se relaciona con su obra. Ni un solo hilo de los sofismas satánicos ha de ser introducido en el género.
Tenemos muchas cosas que nos recuerdan nuestra necesidad de castigo . . . Necesitamos estas desdichas, de lo contrario el Señor no permitiría que sobrevinieran. Se pronuncian las palabras: "Bien, buen siervo y fiel", no "bien, buen siervo próspero".
Nuestra obra individual consiste en hacer que el corazón y la mente se entreguen. Debemos morir al yo. Las manifestaciones del egoísmo son muy notables. Muchos hombres, muchos de nuestros ministros no están preparados para dedicarse satisfactoriamente a la obra de salvar almas. Alma, cuerpo y espíritu necesitan reconvertirse. "Bienaventurado el varón que soporta la tentación; porque cuando haya resistido la prueba, recibirá la corona de vida, que Dios ha prometido a los que le aman" (Sant. 1: 12).
Cristo está llamando a los corazones. ¿Continúan los que han tenido los mensajes de verdad durante años necesitando una reconversión? Algunos dan evidencias de que no disciernen el trabajo del Espíritu de Dios. Manifiestan un espíritu dedicado a degradar y denigrar. Es menester erradicar toda fibra de un espíritu dominante. El Señor tiene una obra poderosa para que realicen los que permiten que El los moldee

(Carta 314, del 2 de octubre de 1906, dirigida a O. A. Olsen, presidente de la Unión Australasiana).

PROCUREN LA SABIDURÍA DIVINA, NO LA HUMANA

Y cualquiera cosa que pidiéramos la recibiremos de él, porque guardamos sus mandamientos, y hacemos las cosas que son agradables delante de él. 1 Juan 3: 22.

Durante mucho tiempo he visto el peligro que se estaba introduciendo en nuestras filas con la tendencia a buscar la sabiduría humana y depender de la conducción humana. Esto siempre será una trampa para las almas, y se me mandó levantar la señal de peligro, advirtiendo a mis hermanos obreros de esto, y señalándoles al Señor Jesús. El hombre o la mujer que se apoya en la sabiduría humana, se apoya en una caña quebrada.
Fui instruida para señalar el Cordero de Dios que quita el pecado del mundo a los que tienen necesidad de sabiduría. . . "Y si alguno de vosotros tiene falta de sabiduría, pídala a Dios, el cual da a todos abundantemente y sin reproche, y le será dada. Pero pida con fe, no dudando nada; porque el que duda es semejante a la onda del mar, que es arrastrada por el viento y echada de una parte a otra. No piense, pues, quien tal haga, que recibirá cosa alguna del Señor. El hombre de doble ánimo es inconstante en todos sus caminos. . . Bienaventurado el varón que soporta la tentación; porque cuando haya resistido la prueba, recibirá la corona de vida, que Dios ha prometido a los que le aman" (Sant. 1: 5-8, 12). "Pedid, y se os dará; buscad, y hallaréis; llamad, y se os abrirá. Porque todo aquel que pide, recibe; y el que busca, halla; y al que llama, se le abrirá" (Mat. 7: 7, 8). . .
El obrero nunca debería alentar a alguien que tenga necesidad de instrucción y ayuda a recurrir primero a agentes humanos para entender su deber. . . Es una equivocación enseñar a nuestro pueblo a confiar en el auxilio humano en vez de recurrir al Señor en oración. El enemigo de las almas ha sido el instigador de ello, para que las mentes se entenebrezcan . . . Los que tienen responsabilidades en la obra han de cooperar con los ángeles celestiales enseñándoles a los hombres y mujeres a mirar a Dios como la fuente de su fortaleza. . .
Conságrese al Señor Jesucristo. Busque a Aquel que comprende todas sus debilidades, y quien nunca comete errores. El puede impartirle su abundante gracia. Contemple a Jesús, estudiando su Palabra, aprenda a humillar su alma delante de Dios y a luchar en oración con El. . .
Cristo siempre manifestó una amabilidad celestial en el trato con las almas humanas. Su vida fue una vida de abnegación y renunciamiento. Quienes sean contados entre los vencedores serán quienes hayan practicado las virtudes de Cristo

(Carta 324, del 3 de octubre de 1907, dirigida a un administrador de iglesia).

Existe la Trinidad??

Y esta es la vida eterna; que te conozcan a Ti, el único Dios verdadero y a Jesucristo, a quien has enviado (Juan 17: 3)




http://www.youtube.com/watch?v=bssI2hJ1uao

http://www.youtube.com/watch?v=QA8RgDctr8M

http://www.youtube.com/watch?v=F3oQjxRrB_k

http://www.youtube.com/watch?v=u7JmRCyFRjk

http://www.youtube.com/watch?v=uRfBRTojyh4

http://www.youtube.com/watch?v=cXwJOrbG0U0

http://www.youtube.com/watch?v=ZFhkrvhuTmU

http://www.youtube.com/watch?v=lmykdjaF0QM

http://www.youtube.com/watch?v=DSyy7c7pywI

Dios Trino??

JESUS TIENE PODER PARA SALVAR A CADA ALMA

"Para que sometida a prueba vuestra fe, mucho más preciosa que el oro, el cual aunque perecedero se prueba con fuego, sea hallada en alabanza, gloria y honra cuando sea manifestado Jesucristo" (1 Ped. 1: 7)

No somos protegidos por nuestra capacidad intelectual, ni por nuestras palabras, ni por nuestras riquezas. No es en estas cosas que encontramos seguridad. Únicamente somos guardados por el poder de Dios por medio de la fe que es para salvación. Estamos viviendo un período de la historia en el que por fe debemos aliarnos con el infinito Dios, porque de lo contrario no venceremos a las potestades de las tinieblas que buscan destruirnos. El Espíritu Santo es como una luz que ilumina nuestra senda. Pongamos toda nuestra confianza en Cristo, quien siempre está a nuestra diestra dispuesto a ayudarnos...

Sobrevendrán tentaciones. Pero cuando Satanás arroja su sombra infernal ante nosotros, debemos atravesar por fe las tinieblas hacia la luz de la vida; hacia el que no sólo creó al hombre, sino que lo redimió por su propia sangre. Somos propiedad estimada de Cristo. Con fe viva debemos colaborar con él en nuestra propia salvación. En medio de pruebas y tentaciones sus manos han de asistirnos y sostenernos...

Los que mantengan su fe firme hasta el fin saldrán del horno de prueba como oro fino siete veces purificado... Acerca de esta obra, el profeta Isaías declara: "Haré más precioso que el oro fino al varón, y más que el oro de Ofir al hombre"... Cuando estén en dificultades, recuerden que la fe probada en el horno de la aflicción es más preciosa que el oro purificado en el fuego...

¿Suponen ustedes que después que Cristo ofreció su preciosa vida para redimir a los seres que él creó, habría de dejar de otorgarles suficiente poder que los capacitara para vencer por la sangre del Cordero y de la palabra de su testimonio? El tiene poder para salvar a cada individuo. En ocasión de su ascensión dijo: "Toda potestad me es dada en el cielo y en la tierra". Para lograr nuestra redención toda potestad se confirió al que pasó a ser la cabeza de la humanidad. Por casi seis semanas el Único que no cometió pecado libró una batalla con los poderes de las tinieblas en el desierto de la tentación, venciendo no por consideración a sí mismo sino en consideración a nosotros, posibilitando así que cada hijo e hija de Adán triunfen por medio de los méritos de su pureza...

Solamente quienes practiquen la santidad en esta vida verán al Rey en su hermosura. Depongan toda vanidad, charla superflua y todo lo que sea de naturaleza frívola o sensacional. No llenen su mente con pensamientos de placeres y diversiones mundanales. Participen en la obra de la salvación de su alma. Pues si acaso pierden su alma, hubiera sido mejor que nunca hubiesen nacido. Pero no debieran perderla. Pueden emplear cada momento de esta vida que Dios les ha dado para la gloria de su nombre. Fortalézcanse para resistir los poderes de las tinieblas, de modo que éstos no obtengan una victoria sobre ustedes
(Manuscrito 110, 1901).

QUIENES SON LOS ANGELES?

Los ángeles son por naturaleza superiores a los hombres, pues el salmista refiriendose a ellos dice:"Algo menor lo hiciste que los ángeles"

Los ángeles son enviados en misiones de misericordia a los hijos de Dios. A Abraham, con promesas de bendición; al justo Lot, para rescatarlo de las llamas de Sodoma; a Elías, cuando estaba por morir de cansancio y hambre en el desierto; (...) a Daniel cuando imploraba la sabiduría divina en la corte de un rey pagano, o estaba abandonado para ser presa de los leones;( ... ) Así fue como en todas las edades los ángeles ayudaron al pueblo de Dios.

Cada seguidor de Cristo tiene designado su ángel guardián. Esos centinelas celestiales protegen a los justos del poder del maligno. (...) El medio de que Dios se vale para protejer a su pueblo está indicado en las palabras del salmista: "El ángel de Jehová acampa en derredor de los que le temen, y los defiende" (Salmo 34:7)
Y esa protección no se otorgaría si no existiese una necesidad. Si Dios ha concedido a sus hijos su gracia y protección es porque deben hacer frente a las poderosas potestades del mal: potestades numerosas, audaces e incansables, cuya malignidad y poder nadie puede ignorar o despreciar impunemente.
Los espíritus malos, creados en un principio sin pecado, eran iguales en naturaleza, poder y gloria a los seres santos que ahora son mensajeros de Dios. Pero al caer por causa del pecado, se coligaron para deshonrar a Dios y destruir a los hombres.

La Historia del Antiguo Testamento menciona a veces su actuación pero fue durante el tiempo que Cristo estuvo en la tierra cuando los espíritus malos manifestaron su poder de la manera más impresionante. Cristo había venido para cumplir el plan ideado para la redención del hombre, y Satanás resolvió afirmar su derecho a gobernar el mundo. Dos poderes rivales pretendían la supremacía. Jesús extendía sus brazos de amor, e invitaba a todos los que querían encontrar perdón y paz en él. Las huestes de las tinieblas vieron que no poseían un poder ilimitado, y entendieron que, si la misión de Cristo tenía éxito, pronto terminaría su reinado. Satanás se enfureció como un león encadenado y desplegó desafiantemente sus poderes tanto sobre los cuerpos como sobre las almas de los hombres.

Al mandato de Jesús los espíritus malignos abandonaron a sus víctimas, dejándolas sentadas en calma a los pies del Salvador, sumisas, inteligentes y afables.

(con respecto a la destrucción de los cerdos) Ese evento fue permitido que ocurriese para que los discípulos pudieran observar el poder malévolo de Satanas sobre hombres y animales. El Salvador deseaba que sus seguidores conociesen al enemigo a quien debían enfrentar, para que no fuesen engañados o vencidos por sus artificios.

Nadie está en mayor peligro de caer bajo la influencia de los malos espíritus que quienes, a pesar del testimonio directo y abundante de las Escrituras, niegan la existencia e intervención del diablo y de sus ángeles.

Satanás obrará con la mayor energía para engañar y destruir, él mismo propaga por todas partes la creencia de que él no existe. Su política consiste en esconderse y ocultar su manera de obrar.
Le gusta que lo pinten como una cosa burlesca o repugnante, deforme, mitad animal y mitad hombre. Le agrada oírse nombrar en son de burla y diversión por personas que se creen inteligentes e instruidas. Pero los que siguen a Cristo están siempre seguros bajo su protección. Angeles de superior poder son enviados desde el cielo para protegerlos. El maligno no puede abrirse paso a través de la guardia que Dios ha apostado alrededor de su pueblo.
El Conflicto de los Siglos - capítulo 32 -

CITAS SOBRE EL ESPIRITU SANTO

Este articulo esta sacado del blog de Leandro Pena...
http://elespiritudeverdad.blogspot.com/

"Gracias por las citas sobre el Espíritu Santo.
Traduje el siguiente testimonio de Froom que aparece en el libro Movement of Destiny:

"Quiero hacer aquí una franca confesión personal. Cuando en los años 1926 y 1928 nuestros dirigentes me pidieron que diera una serie de estudios sobre "El Espíritu Santo" para el Instituto Ministerial que abarcaba la Unión de América del Norte de 1928, encontré que aparte de las pistas que se encontraban en el Espíritu de Profecía, no había prácticamente nada en nuestra literatura que presentara una exposición bíblica, en este enorme campo de estudio. En nuestra literatura no había ningún libro escrito anteriormente sobre el tema en cuestión. Me vi obligado a investigar varios libros valiosos escritos por hombres de otras denominaciones. Una vez que los conseguí empecé por allí, pero definitivamente había mucho apoyo y veintenas, si no cientos de declaraciones podían confirmar la misma sobria convicción; frecuentemente algunos de estos hombres tenían una compenetración más profunda de las cosas espirituales de Dios, que muchos de nuestros hombres de ese entonces tenían, sobre el Espíritu Santo y la vida triunfante” (Movement of Destiny)

Para desarrollar la doctrina sobre el Espíritu Santo Froom debió haber buscado solamente en la Biblia y en el Espíritu de Profecía, pero descendió a Egipto a tomar consejo y conseguir ayuda.

Isa 30:1 ¡Ay de los hijos que se apartan, dice Jehová, para tomar consejo, y no de mí; para cobijarse con cubierta, y no de mi espíritu, añadiendo pecado a pecado!
Isa 30:2
Que se apartan para descender a Egipto, y no han preguntado de mi boca; para fortalecerse con la fuerza de Faraón, y poner su esperanza en la sombra de Egipto.
Isa 30:3 Pero la fuerza de Faraón se os cambiará en vergüenza, y el amparo en la sombra de Egipto en confusión.
Isa 31:1 ¡Ay de los que descienden a Egipto por ayuda, y confían en caballos; y su esperanza ponen en carros, porque son muchos, y en jinetes, porque son valientes; y no miran al Santo de Israel, ni buscan a Jehová!
Isa 31:3 Y los egipcios hombres son, y no Dios; y sus caballos carne, y no espíritu; de manera que al extender Jehová su mano, caerá el ayudador y caerá el ayudado, y todos ellos desfallecerán a una.


Todo el capítulo 13 de Deuteronomio me impactó:
Deu 13:1 Cuando se levantare en medio de ti profeta, o soñador de sueños, y te anunciare señal o prodigios,
Deu 13:2 y si se cumpliere la señal o prodigio que él te anunció, diciendo: Vamos en pos de dioses ajenos, que no conociste, y sirvámosles;
Deu 13:3 no darás oído a las palabras de tal profeta, ni al tal soñador de sueños; porque Jehová vuestro Dios os está probando, para saber si amáis a Jehová vuestro Dios con todo vuestro corazón, y con toda vuestra alma.
Deu 13:4 En pos de Jehová vuestro Dios andaréis; a él temeréis, guardaréis sus mandamientos y escucharéis su voz, a él serviréis, y a él seguiréis.
Deu 13:5 Tal profeta o soñador de sueños ha de ser muerto, por cuanto aconsejó rebelión contra Jehová vuestro Dios que te sacó de tierra de Egipto y te rescató de casa de servidumbre, y trató de apartarte del camino por el cual Jehová tu Dios te mandó que anduvieses; y así quitarás el mal de en medio de ti.
Deu 13:6 Si te incitare tu hermano, hijo de tu madre, o tu hijo, tu hija, tu mujer o tu amigo íntimo, diciendo en secreto: Vamos y sirvamos a dioses ajenos, que ni tú ni tus padres conocisteis,
Deu 13:7 de los dioses de los pueblos que están en vuestros alrededores, cerca de ti o lejos de ti, desde un extremo de la tierra hasta el otro extremo de ella;
Deu 13:8 no consentirás con él, ni le prestarás oído; ni tu ojo le compadecerá, ni le tendrás misericordia, ni lo encubrirás,
Deu 13:9 sino que lo matarás; tu mano se alzará primero sobre él para matarle, y después la mano de todo el pueblo.
Deu 13:10 Le apedrearás hasta que muera, por cuanto procuró apartarte de Jehová tu Dios, que te sacó de tierra de Egipto, de casa de servidumbre;
Deu 13:11 para que todo Israel oiga, y tema, y no vuelva a hacer en medio de ti cosa semejante a esta.
Deu 13:12 Si oyeres que se dice de alguna de tus ciudades (iglesias) que Jehová tu Dios te da para vivir en ellas,
Deu 13:13 que han salido de en medio de ti hombres impíos que han instigado a los moradores de su ciudad, diciendo: Vamos y sirvamos a dioses ajenos, que vosotros no conocisteis;
Deu 13:14 tú inquirirás, y buscarás y preguntarás con diligencia; y si pareciere verdad, cosa cierta, que tal abominación se hizo en medio de ti,
Deu 13:15 irremisiblemente herirás a filo de espada a los moradores de aquella ciudad, destruyéndola con todo lo que en ella hubiere, y también matarás sus ganados a filo de espada.
Deu 13:16 Y juntarás todo su botín en medio de la plaza, y consumirás con fuego la ciudad y todo su botín (Kellogg), todo ello, como holocausto a Jehová tu Dios, y llegará a ser un montón de ruinas para siempre; nunca más será edificada.
Deu 13:17 Y no se pegará a tu mano nada del anatema, para que Jehová se aparte del ardor de su ira, y tenga de ti misericordia, y tenga compasión de ti, y te multiplique, como lo juró a tus padres,
Deu 13:18 cuando obedecieres a la voz de Jehová tu Dios, guardando todos sus mandamientos que yo te mando hoy, para hacer lo recto ante los ojos de Jehová tu Dios.

Cada vez que busco en la BFE la frase “El Espíritu de Cristo” se me cuelga la máquina. Entonces busqué citas en inglés para de allí buscar diferente expresiones. Te mando las que encontré hasta ahora. No me tomé el tiempo de ver si algunas están repetidas con las tuyas, pero en cuanto pueda lo haré para seguir coleccionando.
Es un tema fascinante y los redimidos tendrán toda la eternidad para investigarlo, quiera Dios podamos ser parte de ese grupo.
En el amor de Cristo y por Cristo...
Olga"

CUALQUIER SEMEJANZA CON LA REALIDAD...

Publicado por Marcos Zaccagnini el jueves 10 de septiembre de 2009
http://elespiritudeverdad.blogspot.com/

Venid, dicen, tomemos vino, embriaguémonos de sidra; y será el día de mañana como éste, o mucho más excelente. (Isa. 56: 12).

El mal siervo dice en su corazón: "Mi señor tarda en venir" (Mat. 24: 48). No dice que Cristo no vendrá. No se burla de la idea de la segunda venida. Pero en su corazón y por sus acciones y palabras, declara que la venida de su Señor tarda. Destierra del ánimo ajeno la convicción de que el Señor va a venir prestamente. Su influencia induce a los hombres a una demora presuntuosa y negligente. Los confirma en su mundanalidad y estupor. Las pasiones terrenales y los pensamientos corruptos se posesionan de su mente. El mal siervo come y bebe con los borrachos, y se une con el mundo en la búsqueda de placeres. Hiere a sus consiervos acusando y condenando a los que son fieles a su Maestro. . .
El advenimiento de Cristo sorprenderá a los falsos maestros. Están diciendo: "Paz y seguridad". Como los sacerdotes y doctores antes de la caída de Jerusalén, esperan que la iglesia disfrute de prosperidad terrenal y gloria. Interpretan las señales de los tiempos como indicios de esto. Pero ¿qué dice la Palabra inspirada? "Vendrá sobre ellos destrucción repentina" (1 Tes. 5: 3). . .Los hombres están postergando la venida del Señor. Se burlan de las amonestaciones. Orgullosamente se jactan diciendo: "Todas las cosas permanecen así como desde el principio" (2 Ped. 3: 4). "Será el día de mañana como éste, o mucho más excelente" (Isa. 56: 12). Nos hundiremos aun más en el amor a los deleites. Pero Cristo dice: "He aquí, yo vengo como ladrón" (Apoc. 16:15). En el mismo tiempo en que el mundo pregunta con desprecio: "¿Dónde está la promesa de su advenimiento?" se están cumpliendo las señales. (2 Ped. 3: 4.) Mientras claman: "Paz y seguridad", se acerca la destrucción repentina. (1 Tes. 5: 3.)
Cuando el escarnecedor, el que rechaza la verdad, se ha vuelto presuntuoso; cuando la rutina del trabajo en las diversas formas de ganar dinero se lleva a cabo sin consideración a los principios; cuando los estudiantes procuran ávidamente conocerlo todo menos la Biblia, Cristo viene como ladrón (Maranata p143)White

Vuestros hijos. . . han de hacer frente a tentaciones a cada paso que den hacia adelante. Les resulta imposible evitar el trato con malas compañías. . . Ven espectáculos, oyen sonidos y están sujetos a influencias que tienden a desmoralizarlos y que, a menos que estén cabalmente guardados, lograrán imperceptible pero seguramente corromperles el corazón y deformar su carácter.

Decid con firmeza: "No quiero perder un tiempo precioso leyendo lo que no me reportará ningún provecho y que sólo puede impedirme ser útil a los demás. Quiero consagrar mi tiempo y mis pensamientos a hacerme capaz de servir a Dios. Quiero apartar los ojos de las cosas frívolas y pecaminosas. Mis oídos pertenecen al Señor, y no quiero escuchar los raciocinios sutiles del enemigo. Mi voz no quedará, en ninguna manera, a la disposición de una voluntad que no esté bajo la influencia del Espíritu de Dios. Mi cuerpo es templo del Espíritu Santo y emplearé todas las facultades de mi ser para perseguir un noble fin".
(Maranata p144) White